COMUNIDAD

La oxidación celular

¿Cómo protege Ud. a su organismo de la OXIDACION CELULAR?

  • Consejos para una mejor calidad de vida.
  • Conozca qué puede Ud. hacer para conocer y mejorar su Perfil Antioxidante
  • La historia de los Antioxidantes: diaria lucha con los Radicales Libres

Nuevos informes demuestran que el aire que respiramos, la comida que ingerimos y el agua que tomamos, el estrés psicofísico diario y aún el uso habitual de oxígeno por el cuerpo, generan moléculas tóxicas denominadas radicales libres. Los radicales libres son altamente inestables, compuestos reactivos que transportan un electrón extra. Esto último hace que reaccionen con otras moléculas del cuerpo, dañando las membranas protectoras célulares y alterando la información genética que las células codifican en el ADN.

A menos que se neutralicen, estas reacciones “oxidativas” generan aún más radicales libres. Los efectos perjudiciales del daño oxidativo son acumulativos.

Conozca los Protectores Celulares: los antioxidantes

Los últimos estudios más interesantes son los que investigan los efectos de los antioxidantes (vitamina C, vitamina E, beta-caroteno y los minerales selenio, manganeso, cobre y cinc) sobre los radicales libres, cuando se administran a dosis que otorgan un nivel de protección.

¿Se alcanza un nivel de protección con las dosis de antioxidantes recomendadas?

Datos preliminares demuestran que, los niveles necesarios de antioxidantes para un efecto positivo sobre la protección celular son significativamente superiores a la Dosis Diaria Recomendada en los EE.UU. (US RDA). Las dosis de suplementación utilizadas en investigación, a niveles de protección, son generalmente de 400 UI de Vitamina E por día (un 1.333% de la US RDA) y 1000 mg de Vitamina C por día (un 1.666% de la US RDA). Los niveles de protección del beta-caroteno pueden ser mucho más altos que los niveles sugeridos actualmente. (El cuerpo convierte el beta-caroteno en Vitamina A, el cual no tiene una US RDA).

¿Puede una dieta normal suministrarnos suficientes antioxidantes?

Implica un gran esfuerzo, pero efectivamente sí, Ud. puede lograr un nivel de protección antioxidante a través de su dieta habitual. Esta debería incluir 3 a 5 porciones de verduras y 2 a 4 porciones de fruta diariamente. Una porción de verduras equivale a 1 taza de verduras crudas de hoja verde o media taza de otra clase. Asimismo, es mejor ingerir verduras crudas porque algunos de sus nutrientes se pierden con la cocción. En cuanto a las frutas, una porción incluye una naranja o banana mediana, media taza de fruta pequeña o en dados, ó 180 ml de jugo.

Un método práctico es elegir frutas amarillas o naranjas, y verduras de hoja color verde oscuro.

Por ejemplo: frutas cítricas, duraznos, zapallo, zanahorias, calabaza, espinaca y bróccoli. Las nueces y los aceites vegetales de oliva y soja (“prensados en frío”) son también una excelente fuente de Vitamina E, aunque deben ser incluidas con precaución ya que tienen un alto contenido graso. Por ejemplo, se deberían ingerir aproximadamente 70 kg. de almendras ó alrededor de 12 litros de aceite de maíz diariamente para alcanzar 400 UI de Vitamina E.

Como Ud. ha observado, puede resultar extremadamente difícil garantizar un nivel de protección celular con la cantidad de antioxidantes provenientes de la dieta diaria habitual. Asimismo, la forma de preparación de las comidas puede disminuir su contenido antioxidante.

Por lo tanto, la forma más conveniente de asegurar que su dieta diaria incluya todos los antioxidantes, es tomar un suplemento diseñado especialmente para tal fin. Y, como los nutrientes deben ingerirse en cantidades que posibiliten su efectividad, es conveniente el uso de ciertas formulaciones especialmente diseñadas para garantizar el nivel más alto de protección celular. Las fórmulas de SENEXON y SENEXON PLUS son combinaciones de antioxidantes completas y efectivas. Por supuesto, conjuntamente con la toma de cualquier suplemento vitamínico y mineral, los expertos en nutrición recomiendan una dieta balanceada y pobre en grasas, acompañada de un estilo de vida saludable, con ejercicios físicos regulares, sin fumar y con poca cantidad de bebidas alcohólicas. 

A continuación encontrará algunos consejos útiles para mejorar su perfil antioxidante, conocer en qué medida Ud. cuida sus células y qué áreas necesitan especial atención y porqué.

1. Para obtener las cantidades protectoras de antioxidantes de las frutas y verduras es recomendable comer 5 a 9 porciones diarias de frutas y verduras, especialmente crudas.

2. Los antioxidantes más intactos los suministran las verduras frescas crudas. La cocción al vapor es la mejor opción pero destruye algunos antioxidantes. Tanto en la fritura, rica en grasas, como en el horneado, que requiere la adición de grasas, se pierden algunos antioxidantes por la acción del calor.

3. Se obtiene una mayor cantidad de Vitamina E de los aceites vegetales de oliva y soja (prensados en frío), que de los aceites procesados por calor. Si bien ciertos aceites vegetales son buena fuente de grasas poliinsaturadas, el proceso de calor destruye la vitamina E, aumentando el requerimiento de la misma.

4. Las investigaciones sugieren que los pasajeros aéreos pueden estar expuestos a niveles altos de radiación que, según estudios, puede asociarse con la actividad aumentada de radicales libres. Cuánto más veces se vuela, mayor es la exposición y mayor la necesidad de antioxidantes protectores de las células.

5. La excesiva actividad al aire libre y exposición al sol, puede incrementar la actividad de los radicales libres, aumentado posiblemente la necesidad de antioxidantes protectores.

6. Una buena razón para no fumar es que puede aumentar demasiado la necesidad de antioxidantes. Las vitaminas E y C actúan sinérgicamente, protegiendo las células pulmonares de la actividad de los radicales libres provocados por fumar.

7. Un alto consumo de alcohol incrementa la necesidad de todos los antioxidantes, particularmente el del selenio. Asimismo, todos los nutrientes pueden verse afectados por la ingesta elevada de alcohol.

8. La polución ambiental puede aumentar su necesidad de antioxidantes.

9. Aunque la actividad física aumenta la necesidad de antioxidantes, los expertos recomiendan un programa de ejercitación moderado, porque al no ejercitarse, es probable que Ud. presente más grasa corporal, sobrepeso y riesgo aumentado de enfermedades asociadas. Adicionando un suplemento vitamínico o mineral, Ud. se asegura una cantidad considerable de antioxidantes, particularmente durante el estrés físico.

10. Si Ud. no alcanza los requerimientos diarios de antioxidantes protectores, consulte a su médico para que pueda determinar qué fórmula le brinda mayor protección frente al daño producido por los radicales libres. 

La contaminación ambiental, los conservantes químicos de los alimentos, el estrés psicofísico, así como también los procesos naturales del cuerpo humano pueden contribuir al deterioro de nuestras células -deterioro que incluye la destrucción de las membranas celulares y del ADN. Los estudios realizados en los principales centros de investigación (National Cancer Institute, Harvard Medical School, Tufts University, University of California at Irvine y Johns Hopkins University) están comenzando a develar estos misterios y a revelar que ciertos nutrientes pueden desempeñar un papel importante en el proceso de protección celular.

El objetivo de estas investigaciones lo constituyen las vitaminas y minerales antioxidantes.

Esta guía le ayudará a conocer estos nutrientes y a mejorar su Perfil Antioxidante de protección celular. Leyendo esta guía, podrá saber en qué medida Ud. cuida sus células, qué áreas necesitan especial atención y por qué.

Advertencia: La presente sección se brinda solamente con carácter informativo, de ninguna manera puede reemplazar el criterio del profesional. Ante cualquier duda sobre su salud consulte a su médico única persona habilitada para tal fin.